28 de octubre de 2010

RESPIRA.

El dulce placer de ser y estar, de ser comprendido y estar seguro, comprendido por todos y seguro de si mismo, todos a una con un mismo patrón, unos y otros unidos por el corazón, patrones de seres diferentes.
Los corazones intentan latir, de modos diferentes siguen regando las venas de nuestra vida y la vida se llena, se enciende como un Sol y nunca se apaga.
Algunos se paran por el camino y es que si te paras mucho tiempo entras en un laberinto difícil de digerir, caminamos aupados por lo aprendido que nunca es lo suficiente y por eso respiramos amigos.

Respira.

5 comentarios:

Sandra dijo...

De momento te estoy haciendo caso. Respiro! Me gusta que las personas que me rodean también lo hagan y disfruto del ritmo que marca cada latido, formando una melodía acompasada.

Un saludo.

areala dijo...

...esos laberintos no son divertidos, a no ser que conozcas la salida claro esta...

respirar y seguir respirando esa es la clave si señor^^

me gusta mucho la imagen por cierto

hasta la proxima

Elly dijo...

Se te ha olvidado lo más importante: disfruta cuando lo hagas.

Una imagen muy original, por cierto ;)

Carlos dijo...

Respirar puede ser imprescindible para vivir pero no es vivir solo respirar.

Hola quillo!

Yo aun no he salido del laberinto

Anónimo dijo...

Me gusta mucho lo que has escrito...
Mama